Sociedad de Fomento de Ciudadela

Fundada por vecinos, el 27 de agosto de 1922, la Sociedad de Fomento de Ciudadela fue parte de la historia de nuestra ciudad con total sentido del bien común.

Sociedad de Fomento de Ciudadela

A raíz de las grandes inundaciones habidas en la villa, en julio de 1922, los vecinos de la localidad, señores Manuel Cortés, Félix  Gaubert y Constantino Sancho, tras varias entrevistas, se pusieron de acuerdo con el propósito de iniciar gestiones tendientes a la constitución de una Sociedad de Fomento  que se ocupara de la defensa de los interés del vecindario, dejados en completo abandono por la desidia de las autoridades comunales.

Se celebra una reunión donde concurren vecinos tales como Joaquín Barriola, Paulino Tijero, Antonio Pretrícola, Patricio Travieso, Juan Hippolito y Juan Sucarrat, acordando citar al vecindario para una reunión que se efectuaría al aire libre en la esquina de las calles Santamarina y Gaona el día 20 de agosto.

La segunda reunión se realiza el 27 del mismo mes con la adhesión de 145 vecinos y se pasa a conformar la comisión directiva formada de la siguiente manera: 

  • Presidente: Juan Masante.
  • Vice 1°: Manuel Cortés.
  • Secretario: Antonio Patrícola.
  • Prosecretario: Félix Gaubert.
  • Tesorero: Ernesto Angelini.
  • Protesorero: Juan Sucarrat.
  • Vocales: Paulino Tijero, Patricio Travieso, José Ferro, Constantino Sancho, Joaquín Barriola y Bernandino Sáez.
  • Revisores de Cuenta: José Araujo, Lorenzo Detchessarry y Moisés Samaniego.

Sus miembros tienen una fecunda colaboración para con la sociedad de la villa, con rifas y festivales, y donan dinero para la compra de ropa y artículos escolares de chicos necesitados, son parte de las distintas fiestas como las de carnaval, la adquisición de material  para la construcción de alcantarillas y pasos de hierro, reconstrucción del puente de la calle Moreno, construcción de seis alcantarillas de cemento y 25 pasos de hierro.

Fueron esos hombres que con total sentido del bien común hicieron tanto por nuestra ciudad a quienes a través de estas líneas deseamos rendirles este justo homenaje.

Ciudadela Mi Ciudad
La colaboración de las notas como la publicidad y opiniones vertidas en la revista CMC son ad-honorem y no siempre reflejan la opinión de la línea editoria y sí el pluralismo perdiodístico correspondiente a la vida democrática del pais.